RUTA POR LA TOSCANA EN 5 DÍAS

Creo que todos hemos soñado alguna vez con pasar unas vacaciones en la Toscana, recorriendo en coche carreteras que son una maravilla, admirando sus paisajes, conociendo sus históricos pueblecitos, bebiendo buen vino, saboreando su gastronomía… Son muchas las razones para venir a disfrutar de unas vacaciones pausadas, y si además cogemos un alojamiento con encanto como el que teníamos nosotros hace que la experiencia sea inolvidable.

A continuación os detallamos nuestra ruta por la Toscana en 5 días:

PLANNING DE NUESTRA RUTA POR LA TOSCANA EN 5 DÍAS

DÍA 1: Traslado Valencia- Bolonia. Alquiler coche- Llegada a nuestro alojamiento.

DÍA 2: Monteriggioni- Siena

DÍA 3: Montepulciano- Pienza- Cipresi di San Quirico D’orcia

DÍA 4: Punto panorámico agriturismo Baccoleno- Crete Senesi Panoramic point- San Gimignano

DÍA 5: Montalcino- Tarde de descanso en nuestra villa y en agriturismo Pieve Sprenna

Punto panorámico agriturismo Baccoleno
RUTA POR LA TOSCANA EN 5 DÍAS. 

Saboreando Italia

DÍA 1 DE RUTA: Valencia- Bolonia- Alquiler de coche- Llegada a nuestro alojamiento.

Salimos desde el aeropuerto de Valencia con destino Bolonia. Este no es el aeropuerto más cercano pero fue el que elegimos por tema horarios de los vuelos y porque salía un poco más económico. Preferimos llegar a una hora decente a mediodía y recorrer 2 horas y pico en coche que no llegar a las 12 de la noche a Pisa y perder ese día.

Pero si os cuadran los horarios los aeropuertos más cercanos serían el de Florencia y el de Pisa.

Alquilamos el coche a través de la plataforma de Booking en una empresa Italiana que se llama Ecovia. En el post de preparativos de viaje os contamos todos los aspectos a tener en cuenta a la hora de reservar el coche de alquiler.

Una vez teníamos las manos al volante empezamos ya a alucinar con los paisajes. Si aquello era bonito no me quiero imaginar cuando llegáramos a la Toscana. 2 horas y 20 min después llegamos a nuestro alojamiento localizado en la zona rural de la localidad de Buonconvento, muy bien comunicado con la carretera principal para ir a recorrer la zona. Además teníamos un Carrefour Market a 7-8 kilómetros con lo que paramos a comprar para cenar en nuestra casa esa noche. Hicimos Spaghetti a la carbonara, al estilo italiano para estrenarnos en Italia como tocaba.

DÍA 2: Monteriggioni- Siena

El día amaneció nublado pero sin llover y aunque daban lluvias decidimos salir a ver si había suerte. Pero cuando aparcamos en Siena no paró de diluviar. Nos quedamos en el coche a ver si paraba y a ratos llovía menos pero luego se volvía a coger fuerte.

Así que decidimos cambiar de plan y nos fuimos a Monteriggioni ya que vimos en la previsión de lluvia que allí no estaba lloviendo. Y así fue. Pudimos visitar el pueblecito sin lluvia, un pueblo de los más pequeños que vimos porque son literalmente dos calles. El pueblo está amurallado y en lo alto de una colina.

Después de la rápida visita comimos en un restaurante en la parte de abajo del pueblo llamado Bar dell’Orso donde tuvimos el primer contacto con la comida Toscana. Probamos los Picci Cinghiale que es la pasta típica de la zona con carne de jabalí y estaban para chuparse los dedos. También probamos el famoso bistec a la Fiorentina y aunque no estaba mal creo que no fue el mejor sitio donde probarlo.

Después de comer decidimos volver a Siena a ver si había dejado de llover y por fin la suerte estaba de nuestro lado. Pudimos recorrer sus calles sin lluvia y la verdad que esta ciudad que sorprendió muchísimo. Para mí una de las ciudades que más me gustaron de la ruta.

Aparcamos el coche en el parking gratuito Campino y caminando estás en el centro en unos 10-15 minutos.

Algunos imprescindibles para visitar en esta ciudad son la Catedral de Siena, la Piazza del Campo, Palacio Comunal de Siena o la Fortaleza Medicea entre otros. Pero sobretodo perderse por sus calles empedradas y maravillarse con su arquitectura.

DÍA 3: Montepulciano- Pienza- Cipresi di San Quirico D’orcia

Arrancamos un nuevo día y después de un buen desayuno en nuestra villa partimos hacia una de las zonas más interesantes en esta ruta por la Toscana.

Empezamos en la localidad de Montepulciano, un pueblo que guarda interés para todos, amantes del buen vino, de la historia, de la arquitectura, de la comida, incluso también para los amantes de la saga crepúsculo ya que aquí tenemos algunos escenarios de la película Luna Nueva.

Aparcamos el coche en el templo de San Biagio y aprovechamos para ver el precioso templo.

Seguimos la visita por la Piazza grande, escenario de Crepúsculo.

Nos encontramos con un parque y aquí nos quedamos un rato, a veces los niños también marcan nuestro ritmo!

Se hizo la hora de comer y decidimos continuar hasta Pienza donde lo primero que hicimos es parar a comer. Reservamos en un restaurante llamado Tratoria la Buca delle Fate.

Todos los días comíamos pasta, no podíamos desaprovechar los días que teníamos!

Continuamos visitando rincones de este precioso pueblo que se convirtió en mi favorito y disfrutando de las vistas.

Cada rincón de esta hermosa ciudad es super fotografiable.

En este paseo hay unos banquitos donde la gente se queda tomando el sol, admirando el paisaje y donde nos tomamos un helado.

La última parada del día fue los Cipresi de San Quirico d’Orcia que venía de paso de vuelta a nuestra casa, una imagen de postal.

DÍA 4: Punto panorámico agriturismo Baccoleno- Crete Senesi Panoramic point- San Gimignano

Comenzamos el día yendo a una de las vistas que más ganas tenía de ver. El punto panorámico agriturismo Baccoleno. Es importante remarcar que hay que buscar el google el punto panorámico, que está justo al lado del agriturismo, pero nosotros pusimos directamente el agriturismo pensando que podríamos entrar y no se puede, está cerrado con una valla de la propiedad privada, así que solo podremos verlo desde el punto panorámico y desde aquí tendremos esta imagen que es de postal.

Nuestra ruta continuaba hacia el norte ya que nosotros veníamos desde la localidad de Buonconvento así que fuimos dirección Taberne d’Arbia y de camino paramos en otro punto panorámico llamado Crete Senesi. Está en la misma carretera y no hay mucho espacio para dejar el coche pero como no había nadie más parado pudimos dejarlo y admirar las vistas al valle.

Y ya por último nos fuimos a pasar la tarde a San Gimignano, una de las joyas de la corona de la Toscana.

Este pueblo, también conocido como el Manhattan de la Toscana ya que está lleno de torres. En la época medieval las familias más adineradas competían para ver quién construía la torre más alta y llegó a tener 72 torres, aunque ahora quedan 14. Lo mejor de este pueblo es perderte por sus calles adoquinadas trasladándote a la Edad Media y probar alguno de sus helados en la Heladería Dondoli.

La Piazza del Duomo, el Palazzo Comunale o la Plaza de la Cisterna son algunos de los puntos que no te puedes perder en la ciudad.

Estuvimos muy agusto recorriendo las calles y tomándonos un helado en la famosa Gelatería Dondoli hasta que empezó a caer el diluvio universal y aunque esperamos más de una hora a ver si paraba no paró así que tuvimos que irnos a casa.

DÍA 5: MONTALCINO- TARDE DE DESCANSO EN NUESTRA VILLA Y EN AGRITURISMO PIEVE SPRENNA

Nuestro último día en la Toscana fue más relajado. Después de un desayuno pausado en nuestra villa nos fuimos a descubrir Montalcino que estaba muy cerquita de nuestro alojamiento.

En esta localidad fue la única que tuvimos que pagar parking ya que no encontramos ningún aparcamiento gratuito. Dejamos el coche en uno de los parkings que hay y lo primero que nos encontramos fue con la catedral o Duomo, aunque no es tan espectacular como otras de la Toscana.

Bajamos unas escaleras que hay frente a la catedral y llegamos a una de las calles principales de Montalcino

Continuamos recto y llegamos a la Fortezza, una fortaleza defensiva de la ciudad.

Pero a mi lo que más me gustó es perderme por calles tan bonitas como esta

o como esta

Comimos en esta misma plaza en un restaurante que se llama Alle Logge di Piazza y comimos de maravilla. La verdad que en todos los restaurantes que estuvimos comimos super bien!

Después de comer volvimos hacia nuestra casa no sin antes parar en otro camino de cipreses que encontramos de camino saliendo de Montalcino

Y después de unas fotos nos fuimos un rato a nuestra villa aprovechando que salió el sol estuvimos en la piscina pero sin bañarnos ya que era abril y aún no hacia tiempo para bañarse.

Y después de relajarnos un rato en nuestra preciosa villa teníamos reservada una cena en el agriturismo que teníamos justo al lado. Este complejo llamado agriturismo Pieve Sprenna era otra auténtica maravilla. Estuvimos un rato disfrutando de sus instalaciones hasta la hora de la cena viendo la puesta de sol, tomando vino mientras los niños jugaban en las camas elásticas, una cocinita… había de todo! Tenían hasta un jacuzzi con vistas al valle con el agua calentita que tenía una pinta!

Llegó la hora de la cena y la verdad que fue un espectáculo. Era un menú cerrado y lo único es que bajo mi parecer había demasiada comida. Entrantes, primer plato de pasta y segundo de carne. Demasiado para una cena!

Y este fue nuestro último día en la Toscana, después volvimos paseando hasta nuestro alojamiento que estaba a unos 5 minutos caminando pero fue un bonito recorrido de noche y mirando las estrellas y soñando con que volveremos algún día.

Te recomendamos que eches un vistazo al resto de posts publicados para ayudarte a organizar tu viaje a la Toscana: